miércoles, 1 de abril de 2015

Everest se acaba. Los últimos días de la crónica de una muerte anunciada.






Este martes se ha dado a conocer que Everest cerrará los talleres de su filial Evergráficas y dejará en la calle a 80 trabajadores mediante la fórmula de ERE de extinción de empleo.

Aunque este sólo podría ser el principio para la plantilla de una empresa a la que se le adeudan 4 nóminas y algo más de 3 pagas extraordinarias, ya que durante la jornada de hoy se celebrará una reunión a la que se ha convocado desde la dirección, a los comités de Distribución y Editorial. En efecto, todo apunta, a que el encuentro será el preludio del final de la empresa.

Así, con la previsible liquidación de estas dos subsecciones de Everest concluirá la trayectoria de una empresa que en su día fue referencia del mundo editorial. Si nada cambia y si la junta de Castilla y León sigue negándose a prestar ayuda a la editorial leonesa, 320 trabajadores perderán definitivamente su empleo. Pero esto ya se veía venir desde hace algún tiempo y de hecho, ayer lo confirmó el presidente del comité Enrique Reguero al señalar que: se trata de la crónica de una muerte anunciada aunque no te lo crees.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario