sábado, 15 de diciembre de 2018

Los habitantes de Quintana del Castillo sorprendidos por la construcción de una escombrera entre las viviendas.



La escombrera se encuentra entre las viviendas de Quintana del Castillo.

Los habitantes de Quintana del Castillo no salen de su asombro. La construcción de una escombrera entre varias viviendas de la población, está dejando atónitas a todas aquellas personas que se acercan hasta el lugar.

Una base de cemento vallada y preparada para acoger diferentes tipos de deshechos ha aparecido "de repente" entre varias viviendas de la localidad cepedana. Se da la circunstancia, de que la escombrera se ha realizado durante "unos días en los que no habría gente habitando en las casas más inmediatas". El "descubrimiento" de la escombrera se ha producido durante estas pasadas jornadas a través de las personas que transitan por el lugar.

Una de las primeras conclusiones a las que llegan algunos habitantes de Quintana del Castillo, es que la infraestructura destinada a escombrera se ha debido ejecutar en muy poco tiempo, tal vez, en escasos días. A día de hoy, incluso es posible, que algún propietario de las viviendas más inmediatas todavía no tenga noticia de ello.

Según los primeros rumores que van surgiendo, este punto de escombros construido entre las viviendas de la localidad, estaría destinado a almacenar diferentes tipos de deshechos procedentes no solo de Quintana del Castillo, sino de varias poblaciones más del municipio. 



El espacio destinado a recoger escombros se encuentra próximo a varias casas, y en concreto, se sitúa junto al que fuera hasta hace poco tiempo el establecimiento de turismo rural Casa Amagada. Este inmueble fue comprado recientemente por otros propietarios.

Pero hasta el momento, solamente existe sorpresa y un desconocimiento profundo acerca del tipo de deshechos que llenarán la escombrera, así como de quien o quienes han sido los responsables de la construcción de este punto de suciedad entre varias viviendas del pueblo.

Todo son preguntas e incredulidad durante estos días, puesto que la aparición de la escombrera llama la atención no solo por su inesperada construcción, sino también por su localización entre las viviendas, y por el desconocimiento que tenían los habitantes más inmediatos a dicha escombrera, e incluso, por lo enigmático de su construcción en una zona de complicado acceso para los vehículos de gran tamaño, en la que estos no tendrán nada fácil las maniobras, en fin, y que se puede decir de su incómodo desvío desde la carretera en una población que está rodeada por el campo y los fáciles accesos.

En definitiva, la extrañeza y el silencio que acompañan a la escombrera, poco a poco va despertando la curiosidad de unos habitantes que ya esperan respuestas a sus preguntas.



No hay comentarios:

Publicar un comentario